Diputados PDC

Diputado (DC) Torres ingresa  proyecto que busca resguardar de ataques o represalias a dirigentes  sociales

 

-La propuesta eleva en un grado la pena cuando el  agresor  haya actuado motivado por  la calidad de dirigente social de la victima. 

-Dependiendo del delito cometido,  el agresor  podría  ser condenado  incluso presidio perpetuo.

A raíz de las represalias sufridas por 2 dirigentes vecinales del Cerro Polanco, que fueron  baleados por un grupo de narcotraficantes en Valparaíso, los diputados Víctor Torres (DC),  Diego Ibáñez  (CS) y Boris Barrera (PC) junto al presidente de la Junta de Vecinos N° 7, del Cerro Polanco, Sebastián Gómez, y su pareja Estivalia López -agredidos  el pasado 12 de agosto- ingresaron un proyecto de ley que busca proteger a los dirigentes sociales de agresiones o represalias motivadas en su calidad de representante de una comunidad,  su ideología u opinión política.

Al respecto, Torres   explicó que  “el  proyecto modifica el Código Penal, aumentando en un grado las penas para quienes, por  motivaciones ideológicas, políticas o por  la  calidad de dirigente social de una persona,  incurran en delitos de  amenazas, homicidio calificado, homicidio simple y lesiones corporales.”

El objetivo central del proyecto, según argumentó el parlamentario “es avanzar hacia la protección integral de los dirigentes sociales”, entendiéndose como dirigente social,  “todas aquellas personas que ocupan un cargo directivo o de administración en alguna  organización comunitaria funcional o territorial,  desempeñando un labor política y social  fundamental  para el desarrollo democrático de  las comunidades,  tal como  lo establece  la ley de  Asociaciones y Participación Ciudadana en la gestión Pública”.

A raíz del violento ataque que sufrió esta pareja de dirigentes porteños,  Torres  llamó al Gobierno y a los parlamentarios a respaldar la iniciativa asegurando que “es urgente proteger a nuestros dirigentes sociales que viven y sufren día a día distintas situaciones, que incluso ponen en riesgo sus propias vidas. Estamos avanzando  en la dirección correcta y esperamos  que  lo ocurrido en Valparaíso no se repita en  ninguna otra comuna o barrio de  nuestro país”.

Share
Aqui texto footer